Rosaspage.com online desde 2001
Se encuentra en: Inicio > Juegos y juguetes > Artículos variados > Hans Beck, el padre de los clicks

Hans Beck, el padre de los clicks

Hans Beck, el padre de los clicks de Playmobil

Hans Beck realizando los últimos toques en el diseño de una “fiera” de Playmobil.

Si los clicks de Playmobil deben su fama a Horst Brandstatter y a la empresa Geobra Brandstatter, el nacimiento de estas pequeñas figuras de acción es obra y gracia de Hans Beck, a quien se le conoce también por el nombre de “El padre de los clicks de Playmobil”.

Fue precisamente este hombre de aspecto modesto, al que solo le falta un bigote de grandes proporciones para parecerse a un artesano juguetero del siglo XIX, de quien surgió el diseño de los clicks, siendo también gracias a su tesón y fe en el nuevo producto que ahora los Clicks de Playmobil son ampliamente conocidos. Fue su padre, pero por supuesto se convirtió en la primera persona que confió en las aptitudes de un juego que en pocos años revolucionaria el panorama juguetero mundial.

Pero dejemos un poco de lado su obra (para volver a ella en unos párrafos más adelante) y centrémonos en quien es Hans Beck.

Nuestro protagonista nació en el corazón de Alemania, concretamente en Turingia el año 1929. Cuando era muy joven sus padres se divorciaron y al casarse de nuevo, el joven Hans y su hermana se “encontraron” casi de pronto con ocho hermanos más jóvenes que él.

Tenía aproximadamente diez años cuando Hans empezó a construir pequeñas figuras para que sus hermanos menores jugaran con ellas y se entretuvieran, realizando animales, automóviles, camiones y mobiliario para casas de muñecas. Le gustaba observar como jugaban y además le entusiasmaba realizar juguetes para ellos en una época que, en una Alemania sumida en una fuerte crisis y a las puertas de una nueva contienda bélica mundial, pocos juguetes se debían poder permitir los más jóvenes y más en una familia tan numerosa como la suya.

Hans en aquella época nunca tuvo conciencia de que su habilidad como constructor de pequeños juguetes le podría permitir una salida laboral, pues simplemente la figura de creador de juguetes (o complementos para ellos) no existía. Años después ha tomado importancia la figura del diseñador, aunque en aquellas épocas las empresas no prestaban mucha atención a lo que ahora llamaríamos un departamento de I+D (investigación y desarrollo).

Finalizada la Segunda Guerra Mundial y cuando Hans era solo un adolescente, entró a trabajar como aprendiz en una ebanistería, oficio que le permitiría perfeccionar más su afición. Además, paralelamente a este trabajo construía modelos de aviones en miniatura e incluso estuvo a punto de entrar como diseñador en una empresa, aunque al final no pudo ser.

En 1958 por fin entraría en Geobra Brandstatter como diseñador y desarrollador de juguetes, cargo que obtendría por su capacidad y habilidad como modelista pero también gracias a una curiosa coincidencia, pues tanto él como su nuevo jefe eran aficionados al aeromodelismo.

Durante años Hans creó diversos juguetes para Geobra, pero su obra cumbre la empezaría a desarrollar en 1971 cuando Horst le propuso la realización de una colección de edificios y vehículos que resultasen baratos de fabricar aunque era imprescindible que contasen con un componente educativo importante.

Hans empezó a trabajar en el proyecto siguiendo las instrucciones de su jefe, aunque en el momento de crear figuras humanoides como complemento a los otros elementos, la cosa cambio por completo. No se sabe si Hans ya tenía en la cabeza la idea de realizar unas figuras de acción a modo y semejanza de las que hacia para sus hermanos menores o bien de forma casual se dio cuenta de las posibilidades de los futuros clicks, pero lo cierto es que desplazó su foco de atención para convertir el “click” en la pieza central del nuevo juguete.

Para desarrollar las figuras se fijó en las figuras existentes en aquel entonces en el mercado, sobretodo en los soldaditos de plomo, un juego muy extendido en Alemania. Observando la poca o mejor dicho nula movilidad de las figuras, lo cual era ciertamente un freno para el desarrollo imaginativo del niño o niña en el juego, determinó que el futuro click había de estimular la imaginación y sobretodo de forma positiva.

Beck creó una figura pequeña y simple que cabía perfectamente en una mano infantil, sin demasiados detalles y sin recargarla con articulaciones, lo cual también hubiera significado un mayor coste a la hora de fabricarlo. Al llegar al turno de perfeccionar el rostro de la figura, su creador se fijó en los dibujos infantiles que representaban personas, descubriendo que en muchas ocasiones su autor solo había dibujado los dos ojos y la boca. Por tanto, diseñó la cara como probablemente lo haría su propietario/a.

Pero como acostumbra a pasar con las ideas geniales, Horst se mostró poco interesado en la obra de su empleado y aunque le permitió seguir desarrollando el juguete, si que su perfeccionamiento quedó en una especie de aparente letargo, aunque lo cierto es que Hans continuaba trabajando con ilusión en el proyecto, soñando que algún día sus criaturas vieran la luz.

Y la ocasión se presentó a mediados de los setenta, tres años después de los primeros esbozos en el papel. La crisis en la juguetera era agobiante y cualquier idea era buena para salir de ella, así que Hans presentó de nuevo los clicks a Horst, el cual dio una oportunidad a las siempre sonrientes figuras.

Antes de ser presentados en sociedad, los clicks fueron mostrados a pequeños grupos de personas, las cuales se mostraron casi igual que Horst, es decir, escépticos ante aquellas diminutas figuras. Lo cierto fue es que esa puesta a punto del juguete sirvió para algo más importante, y de nuevo gracias a la inteligencia de Hans. Este daba a cada chico o chica una de sus figuras y observaba con atención como jugaba y utilizaba el click.

Los resultados de las pruebas fueron esperanzadoras, pues sin apenas saber nada de la figura, la imaginación infantil se ponía en movimiento e inmediatamente el pequeño/a jugaba con el click como si lo hubiera hecho toda la vida, creando a partir de entonces un completo mundo en que la figura era la protagonista.

Ante estas positivas experiencias, Hans tuvo más fuerza para defender a sus “clicks” ante la directiva de la empresa, logrando que durante la feria mundial del Juguete de Nuremberg de 1974 Geobra expusiese unos dioramas con clicks.

De nuevo se repitió la misma historia. Los profesionales observaron con indiferencia esas figuras de plástico y solo un cliente holandés hizo un pedido en firme de algunas unidades, las cuales instaló en sus estanterías en cuando le llegaron a su negocio.

Ante la sorpresa generalizada, los chicos y chicas acogieron muy bien el nuevo juguete y lo que es mejor, los padres se mostraron satisfechos por sus cualidades pedagógicas. Al cabo de poco tiempo ese cliente holandés hizo un nuevo pedido de clicks, pero esta vez se comprometió a comprar todo el material que la empresa alemana fuese capaz de fabricar en un año.

Pero ni Hans Beck ni por supuesto Geobra se durmieron en los laureles, pues el diseñador se dedicó con más libertad a su tarea, creando nuevas referencias, series, vehículos, animales y un sistema propio para el ensamblaje de edificios. Respecto a los diseños de animales, la obra de Hans es realmente excelente, logrando elogios por parte del resto de profesionales del sector. Según él, cada animal ha de ser fácilmente reconocible aunque debe contar con un diseño simplificado al máximo.

Hans Beck se jubiló en Julio de 1999, justo cuando los clikcs celebraban el vigésimo quinto aniversario de vida y durante la Exposición internacional del 2000 celebrada en Hannover, Beck fue una de las cien personalidades alemanas que fueron honoradas con una estatua en el Pabellón de Alemania. Por cierto, su click favorito: El capitán pirata.

Finalmente nuestro protagonista falleció el día 30 de enero del 2008 en su casa a orillas del lago de Constanza (fronterizo entre Suiza, Alemania y Austria, siendo la notícia ampliamente difundida no solamente por las webs dedicadas al mundo del juguete, sino también por otros medios generalistas como canales de televisión, radio o prensa.

¿Buscando Playmobil a buen precio? Encuéntra ofertas en Ebay.¿Buscando Playmobil a buen precio? Encuéntra ofertas en Ebay.







Ya en nuestra tienda online

Accesorios temática pirata de Playmobil. Lote de 10 piezas

Accesorios temática pirata de Playmobil
Lote de 10 piezas


En oferta un lote formado por diez accesorios relacionados con la temática pirata de Playmobil.

En concreto se ofertan los siguientes elementos.

- 1 cañón con soporte incluido.
- 2 bandejas triangulares para proyectiles.
- 2 espadas (ambas diferentes).
- 1 Catalejo dorado.
- 3 Cuchillos.
- 1 Recipiente con una llama.


Todas las piezas son originales de la gama Playmobil aunque se fabricaron en distintas épocas.

Su estado es de usadas aunque en buenas condiciones y sin arañazos ni señales de uso. A destacar que el cañon funciona correctamente y su correspondiente muelle dispone de buena elasticidad.

Precio: 5 euros


Tienda online de esta web
Ir a la
Tienda online
Más información
Más
información





Contactar con nosotrosEsperamos su comentario
Gracias a este formulario nos podrà enviar sus comentarios u opinión personal acerca del contenido publicado.

Nombre y apellidos


E-Mail


Escriba aquí su comentario


Suscribirse a este listado Haga click en esta casilla si desea realizar un seguimiento de este contenido. Solo recibirá notificaciones cuando se añadan nuevos datos al texto principal o se produzcan comentarios relevantes.


Sección Juegos y Juguetes
Apartados que forman la sección "Juegos y Juguetes" en los que encontrará listados de referencias de juguetes clásicos, fotografías de aficionados, artículos sobre fabricantes, juguetes en 3D, nuestro monográfico dedicado a Exin y un consultorio entre otros contenidos.


Subseccion Marcas clásicas
Subseccion Consultorio
Subseccion Listados de referencias
Subseccion Noticias
Subseccion Artículos variados
Subseccion Monográfico sobre Exin
Subseccion Juguetes virtuales en 3D
Subseccion Comprar juguetes en nuestra tienda online




Política de privacidadAcerca de rosaspage.com
© www.rosaspage.com 2001-2016