Rosaspage.com online desde 2001
Se encuentra en: Inicio > Comics > > El Seat 600 y los comics

El Seat 600 y los comics

No descubriremos nada nuevo si afirmamos que el Seat 600 es el coche más popular de los últimos cincuenta años en España. Millones de usuarios han conducido alguna unidad de este utilitario y este conjunto de hierro, gomas y plásticos han sido protagonistas de mil y una anécdotas e historias varias.

Ante esta popularidad y particular simpatía que despierta este modelo, no es extraño comprobar como en el mundo del cómic nacional, varios han sido los autores que en un momento u otro de su trabajo, han dibujado dentro de las páginas y junto a sus personajes algún que otro "pelotilla".

Aprovechando que particularmente nos gustan los coches clásicos y los comics, escribimos este artículo sobre los Seat 600 dibujados por diversos autores de sobra conocidos por nuestros lectores. Así pues, abróchense los cinturones, demos una vuelta a la llave de contacto y emprendamos este viaje hacia el recuerdo, esperando no tener ningún recalentón y que nadie tenga que bajar del coche a empujar. Por cierto, si lo desean, quien quiera también puede dormirse mientras ve como desfila ante sí el paisaje.



Mortadelo y Filemón: Dos agentes motorizados

Mortadelo Y FilemonAunque los coches del universo Ibáñez son en muchos casos abstractos respecto a la realidad, pues casi siempre sus formas recuerdan a coches reales aunque no de forma tan definitiva como para afirmar que marca y modelo determinado es, hay un coche que Ibáñez siempre ha dibujado con todo lujo de detalles y es precisamente el Seat 600. No contento con esto, incluso en ocasiones los personajes se refieren a este coche con su verdadero nombre, es decir "600".

En una de sus múltiples andanzas con el pequeño utilitario, y con cara de decepción de los agentes de la T.I.A. al esperar que se les asignara un vehículo más lujoso, el 600 causa el terror entre los pacíficos ciudadanos de la ciudad. El motivo es ni más ni menos que un "pequeño" y disimulado complemento de dudosa aerodinámica pero sí de contundente efectividad: Un mazo demoledor instalado en lo alto del 600 y que aparece en la historieta "Contra Julius el Cernícalo". Muy seguramente el lector podrá imaginar los destrozos que semejante cachivache puede provocar por donde pasa.

Pero no era siempre es el 600 causante de los problemas en las aventuras de Mortadelo y Filemón, pues en otra ocasión, y más concretamente en la aventura titulada "La prueba", nuestros agentes favoritos se dan un garbeo con un Seat 600 marcado con una ostentosa aspa en cada puerta. El objetivo de dicho paseo era comprobar el blindaje al que el 600 había sido sometido, y para eso, nada mejor que marcar el coche para que los agentes enemigos se quedaran descansados tirando ráfagas de metralleta e incluso alguna que otra bomba con el objetivo de destruir la unidad motorizada. En caso de que la prueba fallase, el Superintendente Vicente se aseguraba no perder a ningún agente de valor, pues en el auto solo iban Mortadelo y Flemón, cuya perdida no hubiera significado gran cosa.

Los 600 de Ibáñez son de apariencia bastante realista, aunque ciertamente algo desproporcionados respecto al modelo original. Sus ruedas, muchas veces de dimensiones grandes y sobretodo torcidas dan la comicidad necesaria. Difícilmente veremos interiores detallados o que se correspondan con la realidad aunque esto sinceramente no tiene importancia, pues el universo Ibáñez no tiene porque compararse al real.



Súper López y sus supercoches

Otro de los grandes autores que habitualmente inserta coches en sus comics es Jan, además que Súper López, su personaje más conocido, ha conducido una gama bastante amplia coches que podemos ver todavía por nuestras calles.

En los primeros álbumes del Súper López de los ochenta podíamos comprobar como de un modesto Citroën 2CV el superhéroe pasaba a adquirir un menos modesto "Tanta" (Panda en lenguaje janiano) en su aventura contra los cabecicubos.

En álbumes posteriores, más concretamente "En el país de los juegos el tuerto es el rey" y ya bien entrados los años noventa, López se pone al volante de otro de los iconos de nuestras carreteras, ni más ni menos que un Renault Supercinco que acabaría sus días en la historieta "Petisoperias" fulminado, o mejor dicho, planchado literalmente por un rayo. Esta última historieta fue terminada un mes de abril de 1991 y es por esta razón que, aunque aparecieron antes que "Petisoperias", en las historias "Hotel Pánico" y "La cosa del pantano, el flautista de Hamelín y otras soserías", López junto a Luisa y Jaime se desplazan (incluso pernoctan) dentro de un Renault 19 cinco puertas blanco de primera generación.

Puede que Súper López encontrase el Renault 19 demasiado voluminoso para sus dotes de conductor, pues en "Los cerditos de Camprodón" hacemos algo de turismo junto a este y sus compañeros dentro de un pequeño Fiat Uno rojo de segunda generación, emprendiendo una larga persecución con el veloz Mercedes-Benz 190 de Trapone.

A diferencia de Ibáñez, Jan nos muestra escenas en el interior del coche y esto nos permite comprobar que, aunque pasado por el tamiz del estilo del autor, los coches pretenden ser fieles a la realidad. Los asientos mullidos del Renault Supercinco, la austeridad del Panda y el diseño interior del Renault 19 coinciden con el aspecto real, incluso los mandos interiores, palancas y botones varios pueden ser reconocidos por las personas que han tenido alguno de estos modelos.

Pero no nos desviemos del tema, pues el protagonista de hoy es el Seat 600 y precisamente en el álbum "Cachabolik Blues Rock", nuestro utilitario preferido tiene unos minutos de gloria, pues en él suben los protagonistas del álbum para dirigirse al concierto celebrado en la plaza de toros de las Arenas del diabólico grupo musical.

Propiedad de Jaime González, el pequeño Seat parece que haya sido poseído por las notas musicales que obligan a cualquier ser viviente y con dos dedos de frente a bailotear como un poseso, pues cruza las calles a velocidad vertiginosa, contorsionándose entre los otros automóviles y llegando a su destino realizando un aparcamiento que muchos ya quisiéramos hacerlo igual. Las reacciones del coche nos demuestran que más que un vehículo, los coches de Jan son personajes de por sí y con un carácter propio.



Benito Boniato: Jóvenes con sus veloces cacharros

Benito BoniatoPero si el dibujo de los Seat 600 tanto de Francisco Ibáñez como de Jan se asemejaban más a la parodia que no al dibujo realista, no nos hace falta salir de Editorial Bruguera para encontrar otros autores de cómic que a los coches, y en particular los 600, los representaban de forma bastante fiel, sobretodo en sus años finales. Nos referimos a los hermanos Fresno y su obra cumbre, Benito Boniato.

En esta serie, era habitual ver como Benito y sus amigos se marchaban de alegres vacaciones utilizando un diminuto 600 como medio de transporte. Muchas veces, ante la evidencia del poco espacio disponible para su equipaje, utilizaban un pequeño remolque donde estaba plegada la tienda de campaña y el equipo necesario para pasar unos días de camping en la playa o en la montaña.

Aunque el coche familiar de los Boniato era un Renault 5 (coche también pequeño pero algo más capaz), pocas veces veremos a Benito utilizar el coche de su padre. Más que todo lo utilizaba para trayectos cortos, pues el vehículo se hacia indispensable para el cabeza de familia en su desplazamiento diario hacia su puesto de trabajo.

En concreto, el Seat 600 al que nos referimos era propiedad de la familia de Luis y estaba a disposición de nuestros amigos durante todas las vacaciones enteras, lo que nos hace suponer que dicha familia debía tener otro coche para sus quehaceres diarios y podían permitirse ceder el coche a un joven y estudiante Luis. Dicha afirmación deriva sobre que el 600 ya se encontraba algo vetusto y era habitual en él los continuos calentones, sobretodo al parar la marcha o en llegar a su destino, momento en que el 600 aprovechaba para quejarse y soltar alguna que otra humareda oscura indicando que su temperatura había llegado a puntos ciertamente elevados. Por cierto, a diferencia de muchos 600 de Ibáñez, los de Fresno´s eran con la apertura contraria al sentido de la marcha, es decir, se abrían como los Seat 600 fabricados antes de 1973.



El 600 en los comics europeos

Tomas ElgafeY no solo el seiscientos apareció en comics realizados en la península Ibérica, pues más allá de los Pirineos, aunque de forma mucho más modesta, podemos encontrar apariciones esporádicas del conocido utilitario (dejando a un lado el Fiat 500, que este incluso se puede encontrar en comics de Dragon Ball de Akira Toriyama).

De forma muy tímida, casi como de personaje invitado hemos encontrado un Seat 600 en las páginas de Tomas Elgafe de Franklin. Para los interesados de curiosidades varias, diremos que la página en la que aparece esta viñeta corresponde a la contraportada del número 1 de la revista Fuera Borda, publicada aquí por Sarpe en 1984.

El hecho de que fue pintado con un vistoso color lila lo hace aparecer todavía más camuflado, aunque sus líneas son inequívocamente las del 600 de Seat. Desconocemos si el autor incluyó el utilitario en otros de sus comics, aunque de momento no hemos encontrado ninguna otra aparición estelar del ingenio Ibérico corriendo por las carreteras europeas de aquellos años, un continente plagado de coches franceses, italianos, alemanes y algún que otro ingles que ocupaban casi todo el espacio historietístico de la época.



Las bestias de Rosa

Permítanos el lector/a de este artículo que incluyamos un personaje que conocemos muy bien en esta web y precisamente da nombre al site en general. Nos referimos como no a los comics de Rosa realizados por un servidor.

Rosa, mecánica de profesión y devoción, hasta la fecha ha sido propietaria de dos Seat 600 a los que ha bautizado con el pseudónimo de "Bestia I" y "Bestia II". Este apodo puede hacer reír a carcajada limpia a más de una persona, pero sin duda este nombre define con exactitud las características de los 600 pasados por las habilidades mecánicas de Rosa.

"Bestia I" apareció en la vida de nuestro personaje a mediados de los años noventa. Con un motor de 1.600 centímetros cúbicos y dos depósitos de combustible conectados entre si (con casi 80 litros de gasolina en total), este artilugio-bomba era capaz de asustar al pasajero más temerario. Incluso para sacar todo su potencial, Rosa tenía que ataviarse con guantes de piloto de competición tal como lo hizo en su viaje hacia la playa y ante las impertinencias que uno de los viajeros continuamente dedicaba al seiscientos con apariencia semejante a la versión Abarth.

"Bestia II", el actual 600 de nuestra protagonista, es un coche más racional que el primero aunque de prestaciones más que sorprendentes. Con un motor 1.400 centímetros cúbicos, este 600 es capaz de correr por entre los caminos mojados como lo haría en una autopista, demostrando su poderío con alguna que otra llamarada en el tubo de escape. Aligerado al máximo, con los cierres del capó y de la tapa del motor con piezas de goma y decorado con una ancha franja oscura que atraviesa los laterales, la "Bestia II" se convierte en una auténtico mata-gigantes, los cuales convencidos de su superioridad, pretenden desafiar al aparentemente modesto coche en los semáforos.

Por cierto, este no es el primer 600 que aparece en los comics de Rosa, pues en la historia larga "Imura ´94", un 600 gana un rallye ante la cara de asombro de todas las personas que están en la línea de meta, incluso de los propios pilotos del cochecillo.

¿Buscando comics de Editorial Bruguera a buen precio? Encuéntralos ahora en Ebay.¿Buscando comics de Editorial Bruguera a buen precio? Encuéntralos ahora en Ebay.







Ya en nuestra tienda online

Furgón policía Mossos d´Escuadra. Playjocs Juguetes (Global Toys)

Furgón policía Mossos d´Escuadra
Playjocs Juguetes (Global Toys)


A la venta la reproducción de un furgón policial con las decoraciones del cuerpo de Mossos d´Escuadra (policía autonómica catalana): No corresponde a ningún modelo de furgón en concreto.

El detalle de la miniatura es bueno y se le abren las puertas delanteras. A su vez el interior tambien está reproducido aunque no corresponde al de un vehiculo policial. Su carrocería está realizada en zamak (metal fundido), los neumáticos son de goma y el resto de piezas de plástico.

Esta reproducción tiene una longitud de aproximadamente doce centímetros y corresponde a una escala situada a medio camino entre la 1:43 y la 1:32.

Fue fabricada en China y se importó a través de la compañía “Playjocs Juguetes” establecida en la ciudad de Sabadell (Barcelona).

Está nueva a estrenar sin la presencia de ningún desperfecto como picada o reyada tanto en la pintura como en las piezas de plástico. Se ofrece dentro de su caja la cual también está muy bien y que además incorpora motivos de este cuerpo policial.

Precio: 5 euros


Tienda online de esta web
Ir a la
Tienda online
Más información
Más
información





Contactar con nosotrosEsperamos su comentario
Gracias a este formulario nos podrà enviar sus comentarios u opinión personal acerca del contenido publicado.

Nombre y apellidos


E-Mail


Escriba aquí su comentario


Suscribirse a este listado Haga click en esta casilla si desea realizar un seguimiento de este contenido. Solo recibirá notificaciones cuando se añadan nuevos datos al texto principal o se produzcan comentarios relevantes.


Sección Comics
Apartados que forman la sección "Comics" dedicada al mundo del noveno arte tanto de origen europeo como español; biografías de autores/as, listados de ejemplares o un espacio en nuestra tienda donde adquirir álbumes, tomos y revistas.


Subseccion Listados de ejemplares
Subseccion Biografías de autores y autoras
Subseccion Cronologías de autores
Subseccion Artículos variados
Subseccion Consultorio




Política de privacidadAcerca de rosaspage.com
© www.rosaspage.com 2001-2016